Plantabanda: Huertos urbanos que se transformaron en una estrategia medioambiental y de fortalecimiento vecinal.

Se entiende por “estrategia medioambiental y de fortalecimiento vecinal” a la acción de ejecutar una intervención urbana que propone utilizar como herramienta la práctica de la agricultura urbana y con esta acción, generar vínculos sociales dentro de las comunidades, buscando crear identidad y promover un sentido de pertenencia, reactivando la vida en el espacio público y tratando de darle un sentido distinto a la interacción social.

Desde el año 2000 la idea de la aplicación de la agricultura urbana en Santiago ha tenido eco desde la voz de distintas organizaciones medioambientales. Iniciativas como Plantabanda proponen utilizar el recurso de la agricultura urbana para generar más que insumos alimenticios.

Esta propuesta nace como un   proyecto de graduación de Emiliano de la Maza para obtener el titulo de Diseñador Industrial en la Universidad de Chile. Durante la investigación de memoria, el acercamiento a los barrios de la comuna El Bosque en Santiago de Chile, le permitió a Emiliano conocer la percepción de los vecinos en relación a las platabandas (espacio verde entre la acera o banqueta y el área de circulación vehicular de cualquier calle) y su inquietud por querer utilizar esos espacios que, hasta entonces, estaban sin uso. Así surge la idea de estudiar la posibilidad de implementar huertos urbanos utilizando las platabandas como espacios de cultivo. Finalmente la investigación de graduación no toma ese rumbo pero la idea de las platabandas y los huertos quedan como una estrategia que Emiliano pone en marcha al terminar la universidad.

Inicia con una estrategia piloto en la calle Club Hípico entre Toesca y Claudio Gay en la comuna de Santiago en 2011. Luego de esta primer intervención, Emiliano piensa en postular a un fondo para poder replicar su idea, y lo hace a través de un comité comunal llamado “Comité de Salud San Emilio” que era un comité para personas de la 3era. edad en Santiago Centro y que era, en ese momento, el comité más activo del barrio1. Al ganar el fondo municipal nace la idea de hacer un taller para que la idea original se fuera haciendo más colectiva y hacen la primera intervención de huertas urbanas en 75mts2 donde participaron 4 casas con vecinos residentes del barrio y vecinos de los alrededores. La lógica de las primeras intervenciones era realizar las actividades y reuniones en la calle para provocar la sensación de apropiación del espacio público.

Durante 2012 se hizo difusión de la iniciativa y en 2013 se continuó replicando la estrategia. Inician en el Barrio Matta Sur y Barrio San Eugenio en Santiago Centro y en el Aguilucho en Providencia. Paralelo a eso, ganan la licitación para hacer uso de un espacio público disponible en Casa de la Ciudadanía Montecarmelo en Providencia e implementar jardines móviles y un huerto en el espacio disponible. Ese mismo año, siempre en Providencia, presentan un proyecto para la nueva cede de la fundación “Casa de la Paz”. La lógica para esta  implementación fue el diseño participativo, talleres populares donde se pudiera enseñar a las personas cómo mantener los huertos y por último la implementación en conjunto con los vecinos. La esencia de la estrategia de Plantabanda es articular a los actores del barrio en torno a sus espacios públicos a través de la huerta.

“La huerta es una herramienta de urbanismo táctico para articular los barrios. Más que generador económico es un generador de redes sociales

 Emiliano de la Maza.

Diseño participativo en huerto urbano octubre 2013.
Diseño participativo en huerto urbano octubre 2013.

En 2013 se conforman oficialmente como una corporación de desarrollo y toma forma la sociedad con la que funcionan actualmente. Inicialmente participaron 9 socios, pero en marzo 2014 solamente participan 5 activamente y se han sumado recientemente 3 socios más, las profesiones de los socios son variadas, hay una bióloga, un abogado, una actriz ligada con área de permacultura, también profesionales en el área de agronomía y diseño industrial y existe la posibilidad de involucrar   practicantes de asistencia social que estén interesados en participar en la estrategia. En palabras de Emiliano de la Maza, los objetivos principales de la estrategia son:

-Aprovechar y activar el espacio público desde la visión de que son espacios democráticos donde todos los ciudadanos son iguales.
-Recuperar áreas sub utilizadas transformándolas en algo que no fuera únicamente pasto.
-Ser una herramienta para articular barrios y generar redes sociales.
-Potenciar el tema de la seguridad barrial mediante el sentido de pertenencia que se “siembra” en los espacios públicos.
-Utilizar los huertos urbanos como medio para adherir a distintos actores que podrían participar en la estrategia contribuyendo con sus experiencias personales.

“Lo primero que se ha de comprender es que la paz pública de las ciudades – la paz en las calles y en las aceras- no tiene por qué garantizarse de manera esencial por la policía, por muy necesaria que ésta sea. Esa paz ha de garantizarla principalmente una densa y casi inconsciente red de controles y reflejos voluntarios reforzada por la propia gente”.

Jane Jacobs2

En sus inicios, los principales actores que participan en sus intervenciones eran organizaciones sociales como juntas de vecinos y comités, que estaban interesadas en rescatar el espacio público, y que buscaban implementar en sus barrios huertos de vegetales y hortalizas, huertos jardín o realizar talleres, buscando empezara a articular a los vecinos. De esta forma, entre noviembre y diciembre de 2013 se realizaron ocho talleres en el Barrio Matta Sur, con una asistencia de entre 30 y 40 personas por taller. Allí convergían no solamente personas del barrio, sino también vecinos de otros barrios y comunas aledañas, ya que la invitación fue abierta al público en general. La difusión se hizo por medio de las páginas de las organizaciones comunitarias involucradas, en los almacenes de barrio con afiches, con llamados “puerta a puerta” y con volantines.

Con la realización de los talleres, la estrategia se fue convirtiendo en una práctica que las personas podían implementar individualmente o con el apoyo de otros vecinos en sus barrios. De esta manera, los huertos se han ido esparciendo en varios puntos de la ciudad. A pesar de esto, Plantabanda continuó durante 2014 con el trabajo de difusión, programando reuniones para dar a conocer su iniciativa y las intervenciones que realizaban. En esas reuniones se hace la invitación para ver quienes de los asistentes quieren participar en replicar la idea en sus barrios. De ellos, se seleccionan a los que muestran mayor interés y compromiso para desarrollar los huertos y se les da asesoría.

Por otro lado, existe también la intensión de trabajar con instituciones educativas interesadas en implementar la idea internamente a manera de fomentar la educación ambiental en sus alumnos.

Una de las bases que justifica la introducción de la agricultura dentro de la ciudad, según Graciela Arosemena3, es promover la cohesión social, fortaleciendo los vínculos comunitarios y generando un sentido de pertenencia. Por otro lado, el programa de las Naciones Unidas para los Asentamientos Humanos (ONU-Hábitat) ve en la introducción de la agricultura urbana a la ciudad, un punto de partida capaz de promover el empleo local, al mismo tiempo que reafirma la importancia de los espacios públicos creando centros urbanos ambientalmente sostenibles4.

A pesar de que Plantabanda no es una organización que busca ser generadora económica ni de empleo, con su forma de operar si cree que se pueden generar grupos autónomos de huerteros en toda la ciudad, y que dentro de cada población que conoce y replica esta estrategia, se pueda gestar una organización que puede llegar a tener carácter de comité independiente. Esta independencia les daría la oportunidad de proponer proyectos propios y postular para obtener fondos municipales.

Inauguración de huertos urbanos en Providencia noviembre 2013.
Inauguración de huertos urbanos en Providencia noviembre 2013.

Ver la estrategia de Plantabanda como una generadora de oportunidad de negocio o como una oportunidad de hacer ciudad depende de donde se ponga en marcha la estrategia, por ejemplo en Providencia y Santiago Centro las personas que participan lo hacen más con la intensión de relacionarse, de generar redes sociales y no con fines de lucro, sin embargo en lugares como Conchalí (comuna ubicada al norte de Santiago), cuando se hizo un taller para capacitar a personas de la tercera edad desempleadas, los mismos participantes identificaron una oportunidad de negocio y produjeron almácigos que luego vendían5.

Plantabanda es una estrategia que nació desde las bases sociales, como una iniciativa individual, desde la perspectiva de alguien que encontró potencial en los huertos urbanos y los vio como una herramienta para darle sentido de pertenencia a los vecinos al vincularlos con el espacio público, confirmando el enunciado de Graciela Arosemena: “Hasta ahora, a excepción de algunos casos, la iniciativa social ha sido el principal motor de la agricultura urbana, tanto en países en vías de desarrollo como en los desarrollados3”.

Los principales actores estatales que intervienen en su labor son las municipalidades de las comunas donde desarrollan sus propuestas. Las mismas municipalidades generan los recursos económicos a través de los fondos concursables y también dan las autorizaciones cuando los proyectos así lo requieren. Esta forma de operar ubica a Plantabanda y a su estrategia dentro del nivel 6 de 8, la “Asociación” de la escalera que propone Arnstein6 para medir la participación ciudadana. Este nivel puede funcionar con mayor eficacia cuando el grupo de ciudadanos tiene los recursos financieros para pagar los honorarios de sus dirigentes, para contratar a sus propios técnicos, profesionales y organizadores de la comunidad. Con estos ingredientes, los ciudadanos tienen alguna influencia de negociación genuina sobre el resultado del plan6.

Durante la existencia de la estrategia, pocas veces ha sido medido el radio de influencia de las intervenciones o el número de personas que asisten a cada intervención y no cuentan con indicadores definidos que les permitan determinar si los objetivos principales, bajo los cuales nació la iniciativa, han sido alcanzados de alguna manera.

Las intervenciones más representativas que realizó Plantabanda en la comuna de Providencia hasta el 31 de mayo 2014 fueron:

-27 julio 2013: Huerto urbano el Aguilucho, entre calles Arzobispo Fuenzalida y Consejo de Indias.
-3 septiembre 2013: Huerto urbano “La Casa de la Paz”, calle Lautaro, entre calles Tegualda y Salvador.
-14 diciembre 2013: Huerto urbanoLa Casa de la Ciudadanía” en Bellavista, calle Montecarmelo.
-4 y 5 abril 2014: Huerto urbano “Calle Lautaro”, calle Lautaro, entre calles Tegualda y Salvador.
-5 abril 2014: “Carnaval de la sustentabilidad”, parque Inés de Suárez.
-10 abril 2014: Taller de “Sustentabilidad”, calle Padre Mariano.
-12 de abril 2014: Taller de “Compostaje y lombricultura” Barrio Vaticano Chico.
-13 de abril 2014: Micro talleres de “sustentabilidad”, Plaza de la Aviación.
-22 de abril 2014: Coloquio Día de la Tierra, Manuel Montt 100 Sede Juventud Providencia.

A partir de abril 2014, Plantabanda continuó trabajando estrechamente con la Municipalidad de Providencia desde el departamento de Juventud Providencia, donde encontró un espacio para impulsar sus estrategias y trabajar desde las bases municipales para continuar generando propuestas. Desde esa perspectiva continúa llevando el espíritu ecológico de la iniciativa a la ciudadanía, organizaciones civiles, instituciones educativas y a las organizaciones que se interesan en promover y practicar estrategias medioambientales.

Mapa actores Plantabanda.
Mapa actores Plantabanda.

 

1 El comité de salud “San Emilio” da a Emiliano la oportunidad para postular a los fondos municipales dado el interés que despierta la iniciativa en los integrantes del comité.
Fuente de la imagen “Diseño participativo en huerto urbano octubre 2013: https://www.facebook.com/271882802904363/photos/a.532571903502117.1073741840.271882802904363/532572683502039/?type=1&theater
2 Jacobs, Jane. Muerte y vida de las grandes ciudades americanas. Madrid. Capitán Swing. 1961. 458p.

3 Arosemena, Graciela. Agricultura urbana, espacios de cultivo para una ciudad sostenible. Barcelona. Gustavo Gil. 2014. 127 p.
4 Informe “Ciudades más verdes en América Latina y el Caribe” (2014) de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (Fao).
5 Según relato de Emiliano de la Maza durante entrevista personal. 19 de marzo de 2014
Fuente de la imagen “Inauguración de huertos urbanos en Providencia noviembre 2013” disponible en:https://www.facebook.com/MunicipalidadDeProvidencia/photos/a.557648627646321.1073741909.397452350332617/557649160979601/?type=1&theater.
6Sherry Arnstein ha diversificado la manera de comprender el concepto de participación ciudadana mediante la elaboración de un esquema en forma de escalera que jerarquiza y explica los distintos niveles de participación ciudadana. 
Fuente de la imagen “Mapa de actores Plantabanda”  elaboración propia con datos extraídos de la entrevista personal con Emiliano De La Maza del 19 de marzo de 2014.
Fuente imagen de encabezado: captura propia del 5 de octubre 2014

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s